Veracruz, Ver.

     
De un plumazo


Crisis

Martes 6 de Febrero del 2018

El control de daños, el manejo de crisis en el Gobierno del Estado, es un desastre, no existe.
Se dice que en política no hay enemigo pequeño.
En el oficio periodístico, hay una máxima no escrita: no hay medio insignificante.
Estas dos variables se conjugaron en el sur veracruzano. En Minatitlán, el hallazgo de despensas caducas, incompletas y leche echada a perder, ha sido un bombazo mediático para el inquilino del Palacio de Gobierno.
Un pésimo manejo de las despensas caducas inició con lo sucedido en la sierra de Zongolica. La estrategia fue la misma: minimizar, obviar, soslayar el reclamo de alcaldes y autoridades municipales respecto a la calidad y cantidad de ayuda social entregada.
El caso de las despensas de Minatitlán alcanzó los reflectores nacionales. El alcalde Nicolás Reyes Álvarez, de MORENA, no se dejó chamaquear por los funcionarios de Protección Civil, quienes prometieron reponer mil 500 cajas de despensa del programa «Veracruz comienza contigo».
Ante la crisis provocada por la ineptitud de los funcionarios estatales, vino el sello de la casa: la amenaza.
De viva voz, el alcalde morenista declaró a los medios que el gobernador Miguel Ángel Yunes le llamó para decirle que, a partir de hoy, le retiraría a Minatitlán el operativo policial del Grupo de Coordinación Veracruz.
Otra semana de palos de ciego del yunismo.



 





Correo electrónico

redaccionpv@gmail.com