Veracruz, Ver.

     
De un plumazo


Campesinos hambrientos

Sabado 6 de Enero del 2018

Los tiempos del acarreo, de los discursos justicieros hacia el campesino, el boato que daba el presidencialismo, se han ido.
Desde la desastrosa administración de Vicente Fox, este ritual quedó cancelado. Ya nadie viene a Veracruz para hablar del campo como el yunque y granero de la nación, como alguna vez se le bautizó al estado.
Se cumplen hoy 103 años de la Promulgación de la Ley Agraria. El campo ya no es el mismo, es cierto.
Antes, lo campesinos vivían dignamente de su trabajo; hoy limosnean apoyos para sobrevivir.
Lo dice el propio dirigente de la CNC seis de cada diez mexicanos que viven del campo, no viven; sobreviven cada día, sumidos en la miseria.
Los discursos se contradicen. El gobernador Miguel Ángel Yunes dice que se apoyará como nunca al campo veracruzano.
Sin embargo, a la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca (Sedarpa) se le redujeron 400 millones de pesos para el ejercicio 2018.
Mientras que al gasto corriente de la Secretaría de Desarrollo Social estatal le aumentan 500 millones, con miras al proceso electoral del 1 de julio próximo.
Ese es el destino de los campesinos veracruzanos: vivir de limosnas en forma de cajitas cuadradas.



 





Correo electrónico

redaccionpv@gmail.com