Veracruz, Ver.

     
De un plumazo


Muerte en el Yunismo

Domingo 17 de Diciembre del 2017

José Luis Lagunes López, amigo a prueba de bomba del gobernador, aún en los momentos más aciagos, sobrevivió al cáncer, pero murió cuando probaba las mieles del poder gubernamental.
Pedro Manterola Sáinz, el radiodifusor de Martínez de la Torre, renegado del fidelismo, murió de un infarto cuando se desempeñaba en la Subsecretaría de Gobierno.
Ahora, Luis Emilio Díaz Ibarra, director de Tránsito y Transporte, también pagó su cuota de estrés en este gobierno del cambio y pereció de un infarto fulminante.
En el orden al bat mortal se quedaron Roberto Bueno Campos, Subsecretario de Turismo y Jaime Téllez Marié, titular de la SSP, el funcionario más googleado por sus nulos resultados en la prevención del delito.
Ya nadie quiere pararse a batear.
La muerte trae una pelota de rayo, que poncha al bateador más diestro.



 





Correo electrónico

redaccionpv@gmail.com