Veracruz, Ver.

     
De un plumazo


Roberto Bueno

Domingo 10 de Diciembre del 2017

Roberto Bueno Campos, el alcalde que le abrió las puertas al PAN en 1994, en el palacio municipal de Veracruz, está herido.
El primer alcalde de oposición en la ciudad de Veracruz, sede del primer ayuntamiento en tierra continental, hace casi 500 años, no pudo renunciar a su primer amor: la música.
Nunca negó Roberto el origen. Jamás renegó de su estrella musical.
La música lo presentó con otra amante: la política.
Así ha sido su vida, oscilando entre sus dos pasiones.
En este bienio del cambio, fue llamado a ocupar la subsecretaría de Turismo.
Es un funcionario probo, trabajador, responsable, diplomático.
Y en sus tiempos libres, toca la guitarra y dirige la orquesta de Los Flamers.
Retornada de Mazatán, Chiapas, de cantarle las mañanitas a la virgen de La Concepción, cuando se accidentó en la región quesera de Pijijiapan.
Antes sobrevivió a un atentado de los sandinistas, en Nicaragua; ni un bombazo a su autobús lo hizo renunciar a sus sueños.
Roberto Bueno saldrá de ésta.
Y seguirá alternando la guitarra con la política.
Que así sea.



 





Correo electrónico

redaccionpv@gmail.com